El día 28 de mayo es el Día de la Higiene Menstrual, una iniciativa organizada por la organización WASH United con el objetivo de iniciar una conversación internacional sobre la menstruación, destacando que el proceso biológico es considerado un estigma y un tema tabú en muchos lugares del mundo.

En este sentido, hay que entender que la falta de conciencia sobre la importancia de la higiene menstrual afecta la salud física y mental de las mujeres, además de impactar en las economías y sociedades. Es por ello que resulta importante la concienciación sobre este hecho a nivel mundial.

Entendemos que es necesario, entre otras cosas, sensibilizar a la ciudadanía, las instituciones y los medios de comunicación para abolir el tabú de la higiene menstrual y enmarcarlo dentro de un proceso natural y saludable en el ciclo vital de las mujeres.

Métodos alternativos de recogida del sangrado menstrual

Además de los tampones y compresas convencionales, existen otros métodos de recogida de sangrado menstrual, considerados menos nocivos, tanto para la salud como para la naturaleza. Los más habituales son:

  • Esponjas marinas. Se obtienen de cultivos de mar. Aunque parecen rígidas, en mojarlas se vuelven muy suaves. Puedes llevarlas de 3 a 8 horas, dependiendo de la cantidad de sangrado. La vida útil de las esponjas es de 6 meses.
  • Copa menstrual. Es un recipiente de silicona o caucho que recoge el flujo menstrual sin absorber la flora bacteriana vaginal. Hay que retirarla después de 12 horas, como máximo. Las copas menstruales son más rentables y ecológicas que los tampones, ya que son reutilizables y pueden durar entre 5 y 8 años.
  • Compresas reutilizables. Son hechas de algodón orgánico y tienen una capa impermeable. La forma de uso es igual que la de una compresa normal, con la diferencia que ésta se lava y se puede volver a reutilizar. Pueden durar hasta 5 años.