Restricciones de circulación en la avenida del Vallès por una actuación de mejora del pavimento en la vía

Los cortes comenzarán el próximo lunes, 8 de enero, y durarán tres semanas

 

Terrassa Barris en Marxa

Una actuación de reparación del pavimento de la avenida del Vallès obligará a cortar un tramo de esta vía a partir del próximo lunes, 8 de enero, durante tres semanas. La parte afectada por los trabajos es sólo el sentido sur de la banda oeste de la "riera", es decir, aquella más cercana al Centro de la ciudad, entre el puente de Navarra y la avenida de Santa Eulàlia. Esta intervención se inscribe dentro de un proyecto más amplio de mejora del pavimento, que incluye un total de 18 calles de la ciudad, que se ha llevado a cabo durante el último mes y medio, y que ha supuesto una inversión por parte del Ayuntamiento de casi dos millones de euros. El mencionado proyecto se enmarca dentro del programa Terrassa Barrios en Marcha de mejora del espacio público.

Después de varias pequeñas intervenciones en otros tramos de la avenida del Vallès, se ha decidido emprender ahora la intervención más importante. Se trata de la mejora del pavimento de los carriles centrales de la avenida comprendido entre el cruce de esta vía con la calle de la Mare de Déu de la Llum y la confluencia con la avenida de Santa Eulàlia. Sin embargo, el corte de tráfico se establecerá desde el Puente de Navarra, a fin de poder establecer recorridos alternativos. La mayor parte del tráfico se desviará hacia el lado este de la "riera" de las Arenes, por la misma avenida del Vallès.

Aprovechando estas restricciones, se llevarán a cabo también algunos trabajos pendientes en diferentes puntos de la avenida, donde ya se habrá cortado la circulación por las obras de reasfaltado. Durante la primera semana de las restricciones, concretamente hasta el 15 de enero, la confluencia con la avenida de Santa Eulalia y los ramales de conexión con la carretera N-150 estará libre. Pero a partir de esta fecha, este punto también se verá afectado por el corte.

Las restricciones obligan además al desvío de la línea L4 de los autobuses urbanos. Este desvío implica la anulación de una parada, concretamente la de Xúquer, que se trasladará a la avenida de Santa Eulàlia, entre las calles del Pisuerga y del Cinca. Estas modificaciones se mantendrán hasta el día 26 de enero.