Empiezan las obras de la nueva vía para peatones, bicicletas y vehículos de movilidad personal entre Terrassa y Sabadell

El proyecto constructivo de este camino ciclable interurbano, de unos 2,5 km, se iniciará en la avenida de Madrid -a la zona del parque de Vilardell- y finalizará al límite del término municipal de Sabadell -a la altura del Complejo Central Ègara de los Mossos d'Esquadra-. Desde allá enlazará con el itinerario ciclable similar, procedente de Sabadell, del que no se conoce la fecha de inicio de las obras.

Las obras previstas en esta primera fase se dividen en dos tramos de ejecución:

  • El primero, de 1.140 m, irá de la avenida de Madrid hasta el Hospital de Terrassa. Contará con una acera de 2,5 m que acompañará la vía ciclista, de una anchura de 2,5 m, y un viaducto que discurrirá por encima del torrente de la Grípia, donde una escala facilitará el acceso al Hospital de Terrassa peatonal. Desde aquí, habrá un camino ciclable (espacio compartido por peatones, ciclistas y VMP) que irá hasta la nueva rotonda de la N-150, que dará acceso al complejo sanitario.
  • El segundo, de 640 metros, discurrirá desde la altura del Consejo Comarcal hasta el Complejo Central Ègara de los Mossos d'Esquadra.

La ejecución de estos tramos comportarán afectaciones puntuales al tráfico de vehículos por la N-150, así como también por el tramo de la Mancomunidad, que serán debidamente señalizadas e informadas.


Futuras actuaciones en la N-150

Para completar la vía ciclista entre el Hospital de Terrassa y la Mancomunidad y, también, para mejorar el acceso a los diferentes aparcamientos del centro sanitario y completar el corredor del Bus Rápido de Catalunya entre Terrassa y Sabadell, la Generalitat ha proyectado dos actuaciones que, hoy por hoy, están en proceso de redacción y licitación por parte de la Dirección General de Infraestructuras de Movilidad:

  • La construcción de una nueva rotonda de acceso al Hospital. Sería un segundo acceso en el centro sanitario desde la N-150, que se situará a la altura del camino viejo de Sant Quirze en Matadepera.
  • Un nuevo puente de 140 metros de longitud sobre el torrente de la Betzuca, que conectará directamente el Hospital con el vial interno de la Mancomunidad y Sabadell, que serviría de corredor del Bus Rápido de Catalunya, y también conectará los dos tramos del camino ciclable ahora en construcción.

Con la ejecución de estas infraestructuras la movilidad sostenible y saludable tendrá más protagonismo, y se mejorará la conectividad entre Terrassa y Sabadell, puesto que se promoverá la movilidad a pie, el uso de bicicletas y vehículos de movilidad personal entre ambas capitales de la comarca del Vallès Occidental. Además, se potenciará las líneas de autobús interurbano y se mejorará la accesibilidad en el Hospital de Terrassa, como también a otras equipaciones de la zona, como la Mancomunidad, el Consell Comarcal o Mercavallés, entre otros.