logo cgluEs una organización global de gobiernos locales y de sus asociaciones que se constituye como representante de las ciudades y comunidades en el ámbito internacional dentro de la nueva era para la democracia local. Sus objetivos se centran en:

  • Aumentar el papel y la influencia del gobierno local y sus organizaciones representativas en la gobernanza global.
  • Convertirse en fuente de apoyo para los gobiernos locales democráticos, eficaces e innovadores, cercanos al ciudadano.
  • Garantizar una organización global eficaz y democrática.

Ciudades y Gobiernos Locales Unidos está formada por más de 240.000 municipios, regiones y metrópolis y alrededor de 175 agrupaciones de gobiernos locales. Sus miembros representan a más del 70% de la población mundial.
 
Ciudades y Gobiernos Locales Unidos tiene una estructura democrática construida en torno a elecciones locales, nacionales, regionales, y globales. La misma reúne a concejales y alcaldes de todo el mundo. La organización permite que los intereses de las comunidades se expresen en el escenario mundial a través de sus electos locales.
 
Ciudades y Gobiernos Locales Unidos dispone de siete secciones regionales: África, Asia-Pacífico, Euro-Asia, Europa, Oriente Medio y Asia Occidental, América Latina y Norteamérica, además dispone de una sección Metropolitana para las ciudades de más de un millón de habitantes y ayuda a forjar el futuro de los gobiernos locales mediante una voz unida que representa al gobierno local autónomo y democrático de todo el mundo.
 
La ciudad de Terrassa, como miembro de CGLU desde su creación en 2004, forma parte de los grupos de trabajo en ámbitos como la Cultura, Inclusión Social, Democracia Participativa y Derechos Humanos. El alcalde, Jordi Ballart, es miembro directo del Consejo Mundial de la organización para el período 2022 – 2026.

Durante el mes de noviembre de 2023, Terrassa participó en la Cumbre Mundial de Cultura de CGLU. La concejala de Promoción Cultural y Audiovisual y Relaciones Internacionales, Rosa Boladeras y el director de la Candidatura de la Sede de Égara a Patrimonio Mundial de la UNESCO, Carles Sánchez, intervinieron en una sesión dedicada al Patrimonio Cultural. La ciudad formó parte de la mesa titulada «Patrimonio para hoy y mañana» con una

presentación de las prioridades estratégicas de la ciudad en patrimonio cultural entre ellas la Candidatura de la Sede de Égara para formar parte del Patrimonio Mundial de la Unesco. También se expusieron las principales líneas del Plan Estratégico de Patrimonio y el sello GAS (Géneros, Accesibilidad y Sostenibilidad) como ejemplos del compromiso de la ciudad en el desarrollo de unas políticas culturales en línea con los ODS y la Agenda 2030. Terrassa compartió mesa con expertos del ámbito del patrimonio y las políticas culturales de las ciudades de Malmö (Suecia), Xi'an (China) y del ICOMOS (International Council on Monuments and Sites).

En el ámbito de la Cultura, y como Ciudad Piloto de la Agenda 21 de la Cultura, Terrassa desarrolló un programa de trabajo que incluyó el patrimonio cultural y el espacio público como una de las principales prioridades de la elaboración políticas. El programa «Cultura en Distritos», que impulsa el Servicio de Cultura del Ayuntamiento de Terrassa, recibió una mención especial en la quinta edición del Premio Internacional CGLU Ciudad de México, por la calidad de un proyecto que prioriza la preservación de los derechos culturales de la ciudadanía.
El Premio Internacional Ciudades y Gobiernos Locales Unidos – Ciudad de México es un galardón creado por la red CGLU y tiene como principal objetivo reconocer ciudades y personalidades que hayan destacado significativamente en ámbitos como los valores de la cultura, la participación ciudadana así como por la su contribución a la emergencia de la cultura como pilar del desarrollo sostenible

En el ámbito de la Democracia Participativa y los Derechos Humanos, Terrassa se adhirió en 2022 a la campaña '10, 100, 1000 Ciudades y Territorios de Derechos Humanos para 2030', con el objetivo de reunir a 1000 gobiernos locales y regionales de todo el mundo a fin de fortalecer el movimiento global de Ciudades y Territorios de Derechos Humanos.

La ciudad también asiste de forma anual al Retiro de CGLU, un evento internacional que se organiza con el objetivo de impulsar conexiones entre los miembros de la red, incluyendo la participación de los líderes políticos y representantes técnicos para fomentar la interacción e intercambios de buenas prácticas y conocimientos con visión de futuro.

 

Las ciudades intermedias reclaman protagonismo en el panorama internacional. Son aquellas con una población entre 50.000 (20.000 en el caso de España) y 1 millón de habitantes y que, dentro de la red mundial CGLU (Ciudades y Gobiernos Locales Unidos), forman un grupo de trabajo desde 2016. Del 5 al 7 de julio de 2018 se ha celebrado el primer Foro Mundial de Ciudades Intermedias en Marruecos, y que ha servido como conclusión de un proceso de diferentes foros continentales llevados a cabo durante año y medio para recoger la voz de las I-Cities sobre agendas globales y la implementación de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS). La red la lidera Chefchaouen, con el apoyo de cuatro vicepresidencias que lideran áreas regionales: Terrassa (Europa), Neveshir, Turquía (Oriente Medio y Asia Occidental), Cuenca, Ecuador (América Latina) y Odienné, Costa de Marfil (África) . Los objetivos principales del foro se han basado en producir recomendaciones políticas e instrumentos que permitan facilitar la implementación de los ODS y sus políticas públicas en las I-Cities y a escala global. También para generar propuestas de gobernanza para implementar varias agendas globales a través de la focalización en la Nueva Agenda Urbana.

Primer Foro Mundial de Ciudades Intermedias (I-Cities) en Chefchaouen, Marruecos, del 5 al 7 de julio de 2018 (WEB DEL FORO)

En Chefchaouen se ha cerrado un proceso iniciado en octubre de 2016 en Bogotá, Colombia, cuando se creó el grupo de I-Cities durante el quinto Congreso Mundial de CGLU. Los siguientes foros regionales tuvieron lugar en Odienné (mayo de 2017), Neveshir (septiembre de 2017), Terrassa (noviembre de 2017) y Cuenca (marzo de 2018). Los encuentros han servido para recoger conclusiones sobre cómo crear un terreno común para hacer realidad los ODS a nivel local. En Terrassa, el eje temático fue el City Branding, con temas transversales como la inclusión social y el papel de la ciudadanía; los entornos rurales; trabajar con los diferentes agentes del territorio; generar políticas públicas y hacer visible la identidad común a partir del trasfondo migratorio de los ciudadanos.

En 2015 los estados miembros de las Naciones Unidas acordaron 17 ODS como herederos de los Objetivos de Desarrollo del Milenio (2000 a 2015), y que dirigirán la acción global sobre desarrollo sostenible hasta 2030. En un contexto con agendas mundiales pensadas de forma global para ser aplicadas localmente, el papel de las I-Cities (9.000 ciudades en todo el mundo) es clave a la hora de aportar propuestas para diseñar políticas, con retos urbanos que se pueden vincular con políticas estatales e internacionales: seguridad, cohesión social, trabajo, cultura y desarrollo económico y humano. Estos retos y sus soluciones se generan, pues, a nivel local, nacional y mundial.

Aquí es donde entra el papel de las I-Cities, con la misión de trabajar en varias vertientes: el desarrollo económico local; la integración cultural, social y medioambiental en el territorio; la cooperación entre ciudades; la valoración de las culturas y las identidades locales; la solidaridad; la gobernanza multinivel, y la participación de los ciudadanos.

El Foro ha servido para generar líneas de trabajo comunes a todo el planeta, analizando retos, datos y soluciones, además de querer crear una red de I-Cities que actúe como lobby, y facilitar instrumentos a los gobiernos locales. El papel de Terrassa pasa por actuar como ciudad piloto en Europa de esta tarea, con el objetivo de asegurar la difusión de los trabajos desarrollados a escala mundial. Una de las primeras acciones es un monitoreo sobre el terreno, ya iniciado en la ciudad, para detectar la implementación de los ODS.

El Foro de Chefchaouen ha sido formado por mesas de negociación, con el objetivo de elaborar una agenda de trabajo con acciones e instrumentos (políticos, económicos y sociales) para las ciudades. Los resultados se han concretado en una CARTA-DECLARACIÓN DE LAS CIUDADES INTERMEDIAS con un documento de compromisos surgido de las negociaciones; en un código destinado a los gobiernos locales y ciudadanos de las I-Cities, y en el establecimiento de una plataforma permanente para definir una agenda mundial para las I-Cities. El alcalde de Terrassa, Alfredo Vega, ha conducido una de las mesas de negociación, que ha abordado temáticas como el desarrollo sostenible, la justicia territorial y la igualdad, con especial énfasis en aspectos como la cohesión social, los servicios básicos para todos, la cultura, los valores humanos, los derechos y las responsabilidades y el acceso al trabajo.

 

Entrevista de CGLU al alcalde de Terrassa:

Entrevista de CGLU al alcalde de Terrassa y participación en debate de alcaldes (con el de Bonares, Huelva, y Sevilla):