Crece un 4% el uso del autobús como medio de transporte público urbano en Terrassa el 2017

TMESA registra la cifra récord de 12.663.260 viajeros en un año

Transports Municipals d'Egara S.A. (TMESA), la empresa que gestiona el servicio de autobuses de transporte público urbano, ha hecho públicos los datos de uso de este medio de transporte durante el 2017, que ponen de manifiesto un incremento de casi un 4% respecto al año anterior. Concretamente, durante el año 2017, los vehículos de TMESA transportaron un total de 12.663.260 viajeros, lo que significa un número récord en la ciudad. Esta cifra supone que el número de usuarios se ha incrementado en un 3,97% en relación a 2016.

El incremento de 483.894 viajeros que ha experimentado el servicio de autobús urbano durante el año 2017 reafirma una dinámica que se empezó a intuir con la presentación de las cifras de Ferrocarriles de la Generalitat de Catalunya, que también vivieron un considerable incremento de usuarios. Así, la coincidencia de la dinámica al servicio de autobuses y de trenes, hacen pensar en un aumento del uso del transporte público en relación al transporte privado.

La línea más utilizada de la red de Terrassa es la línea L3, que roza los dos millones de viajeros durante el año 2017 (1.934.625, concretamente). En el mismo sentido, las líneas L9, L8 y L1, superan también los 1.500.000 usuarios. Sólo estas cuatro líneas asumen más de la mitad de los viajeros.


Apuesta por la mejora del servicio

Desde la empresa consideran que la apuesta por la mejora del servicio mediante la reorganización de algunas líneas, la mejora de la accesibilidad, la potenciación de la intermodalitat y la mejora la cobertura, han sido las claves por este incremento de la cifra de usuarios.

En este sentido, 2017 ha sido todo un hito para el servicio, por un lado por el fortalecimiento de los vínculos con otros medios de transporte público, como por ejemplo el tren, así como por la mejora de la eficiencia del servicio que ha supuesto el inicio de la renovación de la flota. La incorporación en julio de 15 nuevos vehículos, entre ellos seis con tecnología híbrida, ha permitido mejorar la fiabilidad del servicio, es decir, cumplir con el servicio comprometido, hasta colocar la tasa de cumplimiento en el 99,72%. Del mismo modo, los nuevos autobuses han incrementado la capacidad, con la incorporación de vehículos articulados. Además, los seis autobuses de tecnología híbrida han permitido mejorar los parámetros medioambientales por la reducción de las emisiones.