El alcalde de Terrassa expresa su pésame por la muerte de Jaume Canyameres, Medalla de Honor de la ciudad

Jaume Canyameres

El alcalde de Terrassa ha hecho público hoy su pésame, en nombre de la Corporación Municipal, por la muerte de Jaume Canyameres, fallecido ayer domingo a la edad de 85 años. Canyameres, fue un destacado activista por los derechos sociales y por el catalanismo durante el franquismo y concejal en el Ayuntamiento de Terrassa en dos ocasiones, la primera, de 1979 a 1983, cuando se hizo cargo del área de Economía, y, una década más tarde, como concejal independiente, donde fue responsable de Hacienda y Comunicación de 1995 a 1999. Jaume Canyameres recibió la Creu de Sant Jordi de la Generalitat de Catalunya en 2009 y la Medalla de Honor de la Ciudad de Terrassa el año 2012.

En palabras de Jordi Ballart, "Terrassa y Catalunya pierden una persona con tanta energía como modestia, un hombre de profundas convicciones humanistas y cristianas, incansable promotor de iniciativas culturales y sociales y profundamente respetado y querido por sus conciudadanos y conciudadanas. Canyameres era un hombre afable y cordial, generoso de espíritu, apasionado y entusiasta de su ciudad. Terrassa es hoy una ciudad emprendedora y cultural gracias a personas como Jaume, que supo encontrar siempre el equilibrio entre las dos almas de Terrassa. Su ejemplo seguirá siendo un magnífico referente para las futuras generaciones de terrasenses. "

Economista de profesión y asesor en un despacho de abogados, Canyameres, nacido en Terrassa el 13 de febrero de 1931, fue uno de los egarenses más destacados del siglo XX, por su labor a favor de la ciudad y de las entidades locales con las que se implicó, como el Centre Excursionista de Terrassa, Amics de les Arts i Joventuts Musicals, el Centre Social Catòlic o el Casino del Comerç, entre otros. Fue uno de los impulsores de la Fundació Torre del Palau, entre otras iniciativas para favorecer la divulgación cultural y el crecimiento económico de Terrassa.

Jaume Canyameres estuvo implicado con la Joventut d'Acció Católica del Sant Esperit y en la fundación de la librería Àmfora, la primera en catalán en Terrassa durante la dictadura. Impulsó una campaña para pedir obispos catalanes en Catalunya y fue uno de los responsables del retorno del exilio de Agustí Bartra y Anna Murià, que una vez en el país se terminaron instalando en Terrassa.

En su faceta de erudito, destacó por su colección de libros y documentos de la Guerra Civil. Jaume Canyameres hizo donación en vida de una buena parte de su fondo al Archivo Histórico de Terrassa - Archivo Comarcal del Vallès Occidental. Ha publicado varios libros relacionados con la historia local y era un habitual articulista en prensa.