La temporada de baño en las piscinas municipales registra más de 88.000 personas usuarias

La nota media otorgada por los y las bañistas es de un notable alto

Piscina de Vallparadís

Las piscinas municipales han registrado durante este verano una afluencia de 88.375 usuarios y usuarias desde el inicio de la temporada de baño, el 24 de junio, hasta el domingo 5 de septiembre.

La temporada de baño ha estado marcada nuevamente por las medidas que se han tenido que aplicar para el control de la Covid-19, que han supuesto una reducción de los aforos permitidos en las piscinas. Este hecho se ha traducido en un 76% de ocupación sobre las 116.920 plazas disponibles a lo largo de la temporada.

Según la encuesta de satisfacción del uso de las piscinas municipales de verano, un 95% de los y las bañistas se sienten satisfechos o muy satisfechos del uso de las piscinas municipales y otorgan una nota de 8,5 sobre 10 de media en estas instalaciones. En la valoración por parte de los usuarios de las piscinas municipales destaca que el 98,5% de los encuestados y las encuestadas opinan que la atención recibida por parte del personal de las piscinas es notable o sobresaliente.

En este sentido, el concejal de Deportes, Miguel Ángel Moreno, ha valorado muy positivamente la alta puntuación que los y las bañistas otorgan a las piscinas municipales y el servicio ofrecido y afirmó que: «A pesar de haber sido una temporada de baño nuevamente complicada y atípica por la incidencia de la Covid-19, el Ayuntamiento de Terrassa ha hecho un esfuerzo con el objetivo de que los ciudadanos y ciudadanas pudieran hacer uso de las piscinas municipales durante los meses de verano con tarifas ajustadas a fin de que todo el mundo tuviera acceso a estos equipamientos y adaptando espacios y reforzando servicios para dar respuesta a la situación sanitaria e incrementar la seguridad de los y las profesionales, así como de las personas usuarias. Una vez finalizada la temporada de baño el balance es muy satisfactorio ya que, a pesar de las dificultades, no se ha registrado ningún incidente remarcable».

En cuanto a la afluencia para piscinas, la piscina de Vallparadís, la más grande y la que más visitantes recibe, ha registrado este año 56.315 usuarios y usuarias, seguida por la Piscina Municipal de les Arenes con 12.147. Sant Llorenç y la Maurina han recibido este verano 10.159 y 9.754 visitantes respectivamente.

La temporada de piscina finalizó el pasado 5 de septiembre, alargándose así una semana más la temporada, que habitualmente finalizaba a finales de agosto. El total de asistencia durante el mes de septiembre fue de 2.169 personas, con un porcentaje de ocupación del 27% respecto del total de plazas disponibles para estas fechas..