El Ayuntamiento de Terrassa y la Generalitat de Catalunya firman el convenio para llevar a cabo la última fase de las obras de esponjamiento del barrio de Ca n'Anglada

Esta última fase prevé la expropiación y la demolición de los últimos cuatro bloques y los trabajos de reurbanización de la zona, con una inversión prevista de 7,5 millones de euros

La inversión total realizada en el barrio llegará casi a los 17 millones de euros, financiados al 50% entre la Agencia de la Vivienda de Catalunya y el Ayuntamiento de Terrassa

La Generalitat de Cataluña y el Ayuntamiento de Terrassa han firmado esta mañana un convenio para la ejecución de la tercera y última fase de las obras de esponjament del barrio de Can  Anglada de Terrassa (Vallès Occidental). El convenio lo han firmado esta mañana el teniente alcalde del área de Territorio y Sostenibilidad del Ayuntamiento de Terrassa, Marc Armengol; la consejera de Gobernación, Administraciones Públicas y Vivienda, Meritxell Borràs; y el director de la Agencia de la Vivienda de Cataluña, Jaume Fornt. El acto de firma ha contado también con la participación de la tinenta de alcalde de Derechos Sociales y Servicios a las Personas y regidora de Vivienda y Mediación Comunitaria, Lluïsa Melgares, así como del secretario de Vivienda y Mejora Urbana, Carles Sala, y el director del INCASÒL, Damià Calvet.

Para Lluïsa Melgares, "hoy es un día importante, puesto que damos un paso más en nuestra voluntad de hacer entrar aire fresco a las calles del barrio, haciéndolo más digne y amable para los vecinos y para toda la ciudad". En este sentido, Melgares ha querido agradecer la implicación "tanto de la Generalitat de Cataluña, de los propios vecinos, como de todo el personal de la administración que  está implicado, en un proyecto de éxito que permitirá mejorar la convivencia, la cohesión y el sentimiento de pertenencia al territorio, tal como todos y todas deseamos". La tinenta de alcalde, finalmente, ha recordado que "desde el Ayuntamiento continuaremos trabajando en el barrio, tanto por los que se  quedan como por los que tienen que cambiar de vivienda por este tercera fase de la esponjament que hoy formalizamos".

Por su parte, la consejera de Gobernación, Administraciones Públicas y Vivienda, Meritxell Borràs ha destacado la buena predisposición de todos los actores implicados, que ha hecho posible la transformación y la esponjament de Can  Anglada. "Esto ha sido posible gracias a la col•laboració firme y franca entre los vecinos, el Ayuntamiento de Terrassa y el Gobierno de la Generalitat", ha asegurado. En este sentido, la consejera ha explicado que los problemas de diferentes tipos en las viviendas del barrio condujeron a una degradación social que hizo necesario actuar y ha recordado que el 2012 el Ayuntamiento de Terrassa y la Generalitat firmaron un primer convenio para la remodelación del barrio.

"No hablamos sólo de urbanismo", ha subrayado la consejera, "hablamos también de condiciones de vida y de la afectación social en un barrio concreto. Con la firma de este convenio nos estamos comprometiendo a una mejora de la calidad de vida en el barrio de Can  Anglada y a una mejora también del conjunto de Terrassa, y por eso estamos de enhorabuena", ha concluido.

La última fase de las obras prevé la expropiación y escombro de cuatro bloques del barrio, con un total de 80 viviendas afectadas, el realojo de 36 familias y la reurbanización del entorno. La primera parte de la fase está previsto que se ejecute entre este año y el 2018, mientras que la segunda parte se realizará entre el 2018 y el 2019.

Una vez acabadas las obras, se habrán derrocado nuevo bloques con 184 viviendas y se habrán realojado 90 familias. La inversión total realizada en el barrio llegará casi a los 17 millones de euros, financiados al 50% entre la Agencia de la Vivienda de Catalunya y el Ayuntamiento de Terrassa.

 

Tres bloques ya demolidos y 54  familias realojadas

El 12 de septiembre de 2012 la Generalitat de Catalunya y el Ayuntamiento de Terrassa firmaron un convenio para derrocar los nuevo edificios ubicados a la parte norte del barrio de Can  Anglada, afectados por varias patologías. Desde entonces se ha efectuado el escombro de tres bloques, dos más están en fase de ejecución, y se han realojado 54 familias. Cómo ya se hicieron con las 54 familias de las fases Y e II, el 36 realojos previstos los gestionará la Oficina Municipal de la esponjamiento de Can  Anglada.