El Ayuntamiento de Terrassa pone en marcha un nuevo sistema de gestión de las notificaciones administrativas

El Consistorio da un paso más hacia la administración plenamente digital 

Seu electrònica

El Ayuntamiento de Terrassa ha puesto en funcionamiento un nuevo sistema de gestión de las notificaciones. Este proyecto se enmarca en el camino hacia la administración plenamente digital iniciado por el Ayuntamiento hace unos años, y que culminará con la entrada en vigor de la nueva ley de procedimiento administrativo al próximo otoño. Según esta ley, los originales de cualquier documento o expediente administrativo tendrán que ser siempre en formato electrónico. Con la implantación del nuevo sistema de gestión, el Ayuntamiento se avanza al dar cumplimiento a esta ley en cuanto a las notificaciones que recibe la ciudadanía. A partir de ahora, las notificaciones originales serán en formato electrónico y se podrá acceder a ellas siempre que se quiera a través del espacio de "Mi carpeta" de la Sede Electrónica del Ayuntamiento (seuelectronica.terrassa.es). Uno de los compromisos del Plan de Mandato es la prestación de servicios eficientes y eficaces donde la administración electrónica y los procesos de mejora continua tengan un papel relevante.

Con el nuevo sistema, el ciudadano tiene la opción de decidir en todo momento si quiere seguir recibiendo las notificaciones en papel. El sistema permite imprimir y ensobrar de manera automática y centralizada todas las notificaciones generadas desde cualquier servicio y proceder a su envío. Son las empresas adjudicatarias del servicio de reparto las que se encargan de las tareas de impresión y ensobrado y, a la vegada, de hacer el regreso del resultado de la notificación también en formato digital. Esto comporta la ausencia total de papel al Ayuntamiento en cuanto a los procedimientos de notificación, con el consecuente ahorro de recursos y de tiempos en las tareas derivadas de la propia gestión del papel (impresión, ensobrado, traslado, etc.).

Este proyecto se complementa con otros desarrollados por el Ayuntamiento los últimos años, como la compulsa electrónica, que permite la digitalización desde el propio registro de toda la documentación que entra al Ayuntamiento; la Sede Electrónica, que da cumplimiento al derecho de la ciudadanía a realizar cualquier gestión con el Ayuntamiento por el canal telemático; el tablero de edictos electrónico, accesible en cualquier momento y desde cualquier lugar; y el sistema de validación y pago de facturas, que permite cumplir de manera rigurosa con los plazos legales de pago a los proveedores y que funciona sin ningún papel.