Se instalan nuevas plataformas en las paradas de autobús de TMESA para mejorar la accesibilidad

La actuación se enmarca en el Plan de Mobilidad de Terrassa 2016-2021

El Ayuntamiento de Terrassa ha puesto en marcha esta semana una actuación para mejorar la accesibilidad de las paradas de los autobuses urbanos. Estos trabajos consisten en hacer una ampliación de la acera en las paradas del autobús para mejorar la accesibilidad de las personas usuarias de este servicio de transporte público. Los puntos elegidos para hacer esta actuación son los cruces de las calles del Tren de Baix con Navas de Tolosa (Siglo XX), de la ronda de Ponente con la avenida de Béjar (Can Roca) y de la carretera de Matadepera con la calle de Mataró (Pla del Bon Aire).

El proyecto, diseñado por los servicios técnicos municipales, está integrado dentro del programa Terrassa Barrios en Marcha. Los trabajos van a cargo de la empresa Curnal Invest, adjudicataria del proyecto por un importe total de 18.409,79 euros. El plazo de ejecución previsto es de dos meses. Las obras consisten en la demolición del asfalto y el bordillo existente, en la pavimentación y ampliación de la acera con panot de 9 pastillas, en el acondicionamiento del drenaje y en la instalación final de una marquesina prefabricada.

El objetivo es mejorar la accesibilidad de las paradas de buzo y su entorno para potenciar el transporte público, tal como indica el Plan de Movilidad de Terrassa 2016-2021, que busca alternativas sostenibles en el uso del vehículo privado fomentando entre la ciudadanía el uso del autobús, la bicicleta o los desplazamientos a pie. La red de autobuses urbanos de Terrassa está formada por 13 líneas que cubren prácticamente todo el casco urbano, con más de 300 paradas.